Ángel griego que lejos está de casa

Me encuentras de un sabor diferente uno nuevo, uno que se te hizo delicioso. Se quitaron lo que siempre quisiste ver dentro, metiste todo en una ensalada dentro de mi. Me hiciste probar el nuevo sabor, desde antes sabia que lo llevaría a mi boca. Se sentía diferente entraba por los pulmones, encendía el botón de la diversión. Estaba completamente desnudo en el sofá, tu también estabas en lo alto. Agarraste mi cuerpo con tus manos, tocaste cada centímetro de la desnudez hablaste de cosas que no entendía, besaste el cuerpo desnudo te sabia a gloria pude ver los ojos rojos sacando chispas. No lo merecerías antes creías no merecerlo, la suavidad despertó al tacto de tus manos sacaste fuerte el cable que te conectaría al cielo, viajaste una y otra vez para ver a Dios. Me has hecho verte con las diferentes caras la tez cambio se hizo irreconocible. La conciencia se salio del control que tu mente le ejerce sin quererlo, te pude reconocer en la noche oscura. Mire todas esas caras para decirles que no tenían nada que ganar, miraste todas mis caras las dejaste conocerse. Te lo puedes permitir sediento de transmutarte y poder sentirlo fuerte, voy a darte todo lo que me pidas para que puedas descubrirlo. Colocare mi cuerpo desnudo de la forma en la que me lo pidas, soportare la fuerza te llevare para que puedas hablar con Dios.

Fotografía Ekrulila

Los sacrificios son necesarios para tocar la gloria, se necesitan para sentir que valió la pena. No puedes creer que lograste algo grande sino hubo antes un camino arduo detrás. No puedo sentir que lo merezco sino soy capaz de aguantar el dolor solo para darte a probar del nuevo sabor, nunca quiero otorgar el sentido de pertenencia sobre mi cuerpo a un hombre no lo hare. Tu lo creeras tan fuerte te llevara a construir la gloria con materiales inventados para ponerme en esa gloria. Querras ir a visitarme aquellos dias de ansiedad, estare haciendo lo que sea. Correré a una de las posiciones para que puedas alimentarte tranquilo, sabes que me gusta hacerlo. Dijiste que las temporadas son cambiantes, el hambre no la puedas curar es una necesidad fisiologica. Lo convertire en una necesidad para ti, estaras suplicando los dias de mi lejanía haras cualquier cosa para almacenar mas de nuestros recuerdos, los sacaras por momentos en pequeñas cantidades que sentiras muy fuerte con el pasar de los segundos. Seguro hay posibilidad alta de la lejanía, buscaras al mismo demonio en mujer para exigir que te haga sentir que ya no me necesitas mas, no lo lograras.

Fotografía Ekrulila

El cuerpo puede dictar ordenes muy fuertes a la mente indecisa, las personas harán lo que quieran siempre no importa a que escenario deban recurrir para complacer su cuerpo. No quiero llegar a las raíces, no quiero sentir la necesidad de buscarte lo podría manejar, haría que mis ojos te vieran con profundidad y me iría sin decir adiós. Lo hice antes, podría hacerlo de nuevo. No quiero de verdad no quiero que el cuerpo empiece a sentir el calor infernal y quiera derretirse con el otro cuerpo, se que dije antes que te amaba no hiciste nada al leer esas palabras. Quise buscarte en los rincones de la mente no pude hacerlo, tengo miedo de despertar aquello que me hiciste sentir a gran escala antes. No puedo seguir jugando el mismo juego, ella dijo que era hora de madurar debo escucharla. Al regresar a casa tendré el hombre por completo podre obedecer plenamente a las ordenes de mi cuerpo y arrojarme al vació que me hará flotar. Me prometí la reciprocidad, no estas dándome nada parecido a eso ahora. Quiero volver a verte, no siento que lo merezcas. Sujetare fuerte los gritos de la conciencia pura, y disfrutare los días lejos de la decisión que se debe tomar.

Fotografía Ekrulila

Las piernas se volverán a poner moradas por el frió de las montañas, nadie estará para abrazarme y darme de su calor mientras duermo. Tiene sentido, ella dijo que no me olvidara nunca que tenemos la capacidad de sentirnos completos, agregó que debía aprender de la soledad para tomar las decisiones que van a cambiarlo todo. Se deberá comenzar de cero, estarán nuevamente la seguridad que pario la valentía va aplastarla. Los salones elegantes solo abrirán las puertas para la entrada triunfal de la seguridad, estaré de nuevo tengo miedo a volver a transformarme en odio y jurarte fuerte que me iré lejos. La decisión es fuerte no hay un plan B cuando nuestro sueño es comernos el mundo y arrojarnos al vació. La tengo presente en mi mente puedo escuchar sus palabras otra vez, se grabo por parte el audio de la conversación en mi cabeza las traigo cuando la desorientación me empuja a la flama quiere con desesperación que me queme para que pueda reaccionar, haré lo imposible para que no haya necesidad de meter el cuerpo en el fuego para la reencarnación. No puedo darle el lujo de la reencarnación, no la merece si tiene pensamientos de rendirse.

Fotografía Ekrulila

Si se me pidiera describir mis recuerdos, elegiría uno con el ingles un ángel que se encuentra perdido en la playa. Traeria a mi boca las palabras perfectas para describir esos dos días con él. Viajaba por carretera con el estrés uno positivo que provoca la felicidad, era la entrada a la pura libertad por primera vez en toda mi vida estaba guiando mi vida con el sonido de la conciencia, pensaba en los dos mientras escuchaba una canción dolorosa. Me baje en la parada de autobús y me dirigí al hotel, podia escuchar las olas chocar con la orilla. Estaba llegando a la playa de la costa ese lugar que te ha dado tantas aventuras y tanto sufrimiento, quería sanar tu alma para que pudieras continuar no puedes sanar a nadie cuando el que sufre lo combina con las drogas asquerosas, en ese momento no lo sabia. La conciencia solo quería ver la otra conciencia en su estado natural, abrazamos nuestros cuerpos sedientos de todo aquello que el amor puede dar. Agarraste mis manos las besaste, estabas triste por no poder darme el cielo solo me buscabas desde tu infierno queriendo que te compartiera un poco de mi cielo, tu no sabias en ese momento que estaba saliendo de mi propio infierno.

Fotografía Marcelo Issa

Nos movimos a una de las mejores vistas del lugar, nos acostamos en concreto para ver las estrellas. Me besaste por segunda vez el amor se fue despertando dentro de ti, teníamos un millón de problemas fuera de ese lugar los dejamos a un lado para estar juntos. El hambre de amor se despertó, los cuerpos desnudos se fueron a la habitación, nos acostamos en sabanas blancas pude verte dentro de ellas. Puedo recordar los ojos verdes brillando en la oscuridad, encendimos la luz amarilla para ver la piel desnuda, fue la noche en la que vi a un ángel con ganas de hacerme el amor. El ángel de origen griego combinado con la aburrida Inglaterra de la que tanto te quejabas, tome tus manos para que pudieras introducir los dedos dentro de mi, me besabas con una suavidad que me quería infartar. Nos quedamos dormidos hasta el amanecer, se acercaba la hora de la despedida era un viaje rápido. Antes de la caminata en la playa subimos a la habitación del hotel por fin pudiste entrar dentro de mi, te quedaste en las nubes de mi cielo sane tu alma hice que todo el sufrimiento valiera la pena para que pudieras disfrutar ese momento en el momento y lugar exacto.

Fotografía Matheus Viana

Empezó a llover en la playa fue el día mas bonito que pasamos juntos, jamas podría olvidar lo que me hiciste sentir. Sabia que no seria para siempre, odio que lo creyeras para siempre. Me buscaste desde un vació tu no querías traer las cosas buenas para mi, me clasificaste como un tipo de droga para calmar las necesidades de tu cuerpo. Tu amor fue barato, nunca existió el enamoramiento que tanto juraste sentir solo querías de mi cielo para poder imaginar escenarios diferentes a todos aquellos en los que te metiste y que por desgracia de los que aún no quieres salir. No puedo volver a verlo si insiste en llamarme desde un vacio, me haces sentir culpable jamas estuve cerca de serlo. Tuve que escucharte vociferar odio desde tus rincones, querías hacerme sentir como el infierno que convertiste en hogar. Regrese incontables veces para gritarle a tu alma quería que despertara para que pudiera ver la mía, no lograste verte no estuviste ni cerca de conocerme. No quiero volver a verte nunca, se que cuando salgas de tus rincones infernales podras entenderme de verdad se que haras que el cielo, tu cielo se quede para siempre.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s